Hasta siempre...

Mi querido amigo, mi compañero de estudios, de alegrías y penas, mi fiel manta de pelo y mi socio de paseos… nos dejó el pasado 22 de septiembre. Un tumor indetectable se lo llevó de forma repentina. La conmoción en la familia ha sido abrumadora. Él era un miembro más, te alegraba el día con su sola mirada, te regalaba su cariño incondicional y te hacía compañía.

El otoño, frío y gris, ha entrado en la casa tras su adiós. Ha perdido parte de la vida que subía y bajaba las escaleras, que calentaba el sillón y que brincaba de alegría al verme llegar cada fin de semana.

Te echaré de menos más de lo que jamás pude imaginar. Espérame, que algún día volveré a pasear contigo.

  1. Comment by Ximi on 27 de septiembre de 2010, 13:54  

    Vaya... Lo siento, hombre...

  2. Comment by Conner Kent on 27 de septiembre de 2010, 16:15  

    Lo siento mucho, un abrazo. Pero oye, tranquilo, que en la iglesia esa como en Lost seguro que te espera :)

  3. Comment by The Korinthian on 27 de septiembre de 2010, 16:58  

    Un saludo, colega!!
    Siempre estará contigo.

  4. Comment by Carlos on 27 de septiembre de 2010, 23:03  

    Mucho ánimo, hay veces que sientes la pérdida de un animal igual que la de de una persona. Saludos.

  5. Comment by Dani Serrano on 29 de septiembre de 2010, 12:38  

    Gracias a todos, la verdad es que compartir la pena ayuda a sobrellevarla un pelín mejor :(

  6. Comment by Goku_Junior on 1 de octubre de 2010, 17:06  

    Sé lo que se siente cuando se pierde a un animalito que quieras que no te da todo su cariño. Aún me acuerdo cuando mi pequeña chispas nos dejó... ainsss!!

    Te acompaño en el sentimiento y aunque ahora mismo no lo creas "otro amor vendrá...".